Beneficios de los juguetes: enseñar valores
Beneficios de los juguetes: enseñar valores

Beneficios de los juguetes: enseñar valores

por

Siendo niños, las ganas de jugar nunca acaban, es algo que les permite desarrollarse como personas y a su vez relacionarse. Los juguetes son la herramienta ideal para poder incrementar la diversión y el entretenimiento, y a su vez, uno de los mayores beneficios de los juguetes es poder enseñar valores a través de ellos, y esto es una oportunidad ideal que podemos aprovechar como padres.

La época de formación de un niño es la parte más importante como persona, ya que aquí es cuando se va a definir qué tipo de persona será cuando sea un adulto. En esta fase es cuando los niños comienzan a entender la sociedad que la rodea, y sobretodo, comienza a adaptarse a ella, absorbiendo toda esa información de forma natural.

Cómo aportan valores

La ventaja de todo ello es lo que hemos mencionado, absorben toda la información que les llega, por lo que es el momento ideal para enseñarles los valores que lo formarán como una buena persona y para que se desarrolle intelectualmente.

Aunque los juguetes siempre pueden ser una herramienta perfecta para desarrollar infinidad de cualidades, como la creatividad o la imaginación, es importante que los padres encaminen el proceso de aprendizaje en la dirección adecuada y les llegue el mensaje que el juguete transmita de una manera sana.

A través de los juguetes se pueden enseñar valores fundamentales como son la tolerancia, la familia, la amistad, el respeto al medio ambiente. Encaminando el juego de nuestros hijos asimilando estos valores, ellos los adquirirán de manera natural. Siempre que podamos incluir valores dentro del juego, debemos hacerlo.

Como padres es importante saber que los valores que reflejemos serán los que adquieran nuestros hijos, por ello es importante intentar enseñarles tanto con nuestro comportamiento como con el juego. Y es muy importante dejar que se expresen con libertad, que elijan los juguetes que quieran sin importar el sexo, que desarrollen su personalidad sin encasillarlos en un canon y dejar que dejen volar su creatividad de la manera más sana posible.

Comentarios cerrados